Bracer@s

Hasta el año 1983 la Hermandad no contaba con ningún tipo de bracer@s. Tan solo personas voluntarias que sin túnica, ocultos tras las carrozas de los pasos, pujaban éstos sobre ruedas. Ese mismo año el Excmo. Ayuntamiento de León adquiere el paso  "La Unción en Betania", obra del escultor, José Ajenjo, que entrega a la Junta Mayor de la Semana Santa, para que sea pujada por bracer@s de todas las Cofradías y Hermandades Capitalinas, vestidos con sus respectivas túnicas, en la Procesión del Pregón del Lunes Santo. Ello hizo que nuestra Hermandad participara por primera vez, aportando al efecto siete bracer@s con nuestra túnica con la única variante de que pujaban con capillo bajo aprobado a tal efecto por la Junta General de herman@s.

Siendo Presidente el hermano Carlos Villamediana de Celis propone en 1994 que el paso de "La Casa de Betania" sea pujado a brazo en lugar de a ruedas como se hacia hasta ese momento. Dicho paso fue pujado ese año por nuestros bracer@s y los de la Hermandad  de Jesús Divino Obrero. Al siguiente año se pujó exclusivamente por braceros y braceras de Santa Marta en número de 95, estrenándose en la puja en la Procesión del Pregón del Lunes Santo, 10 de Abril de 1995.


En el año 1998, las braceras del paso de la Casa de Betania se integran en el nuevo paso de "El Lavatorio" estrenado ese mismo año y que es pujado exclusivamente por hermanas de Santa Marta.

En el año 2000 se incrementa el patrimonio de la Hermandad mediante la cesión por parte del Ayuntamiento y con carácter de perpetuidad del  paso La Unción en Betania que desde entonces abre la procesión de Jueves Santo siendo portado por 84 braceros.

Cada bracer@ lleva en su bocamanga un emblema bordado que representa el símbolo del paso al cual pertenece.

Una persona importante en el paso es la figura del Seise que es quién dirige y organiza todo lo relacionado con él.

Ser bracer@ constituye un orgullo y la máxima aspiración de no pocos jóvenes papones, que desean seguir las pautas y tradiciones de sus mayores.